Skip to content
Demolerán la ‘casa de los horrores’ en Inglaterra donde un hombre asesinó a su novia embarazada y a sus tres hijos

Una «casa de los horrores» donde un hombre mató a su novia embarazada y a tres niños con un martillo de carpintero está a punto de ser pulverizada.

Los jefes del consejo dicen que planean demoler la casa adosada de adoquines de la década de 1950 donde Damien Bendall, 32, asesinó a Lacey Bennett, 11, John Paul Bennett, 13, Terri Harris, 35 y Connie Gent (once).

El consejo del distrito de North East Derbyshire, propietario de la propiedad en Killamarsh, cerca de Sheffield, tomó la decisión después de que los inquilinos de la casa contigua pidieran irse.

Damien Bendall fue sentenciado a cadena perpetua en Derby Crown Court

(Policía de Derbyshire/PA/Medios de comunicación PA)

Un portavoz del consejo dijo que la casa, con un valor de alrededor de £ 100,000, sería reemplazada por un «monumento apropiado» para aquellos que perdieron la vida allí el 19 de septiembre del año pasado.

le dijo a la derby telégrafo: «Los últimos 15 meses han sido muy desafiantes, ya que a muchos les ha costado aceptar lo que pasó».

“La casa es una de un par de propiedades adosadas. Tras su solicitud de reubicación, hemos estado trabajando arduamente para encontrar un alojamiento alternativo para la familia vecina y recientemente se mudaron a su nuevo hogar”.

«Desde los horribles eventos, nuestra intención ha sido demoler la casa, pero no hemos podido hacerlo debido a los procedimientos legales en curso y las sensibilidades comprensibles involucradas».

Lacey Bennett con su hermano John Paul y su madre Terri Harris

(Foto de familia/PA/PA Medios)

«Ahora que el caso ha concluido y ninguna propiedad está ocupada, procederemos a demolerlos en el Año Nuevo mientras consultamos más sobre qué hacer con el sitio y encontrar un monumento adecuado para recordar a las víctimas de esta terrible tragedia».

Bendall recibió cadena perpetua en la corte la semana pasada después de admitir el asesinato.

El fiscal Louis Malby KC dijo al Tribunal de la Corona de Derby que sus víctimas habían sido objeto de un “ataque espantoso, brutal y cruel”.

Dijo: «En la noche del 18 de septiembre hasta la madrugada del domingo, el acusado asesinó brutalmente a Harris, que estaba en las primeras etapas del embarazo».

Bendall muestra a la policía una herida después de apuñalarse a sí mismo

(Policía de Derbyshire)

La jefa de policía de Derbyshire, Rachel Swann, habla con los medios en la escena del crimen

(Lee McLean/SWNS)

“También asesinó a los dos hijos de Terri de una pareja anterior. Además, asesinó a Connie Gent, una amiga de Lacey que se estaba quedando en la casa para una fiesta de pijamas».

«Parece que cada víctima fue atacada en una habitación diferente y parece que el acusado recorrió la casa buscándolos».

“Las circunstancias de los crímenes son verdaderamente espantosas. Fueron ataques brutales y crueles contra una mujer y tres niños”.

“El acusado los atacó con un martillo de carpintero. Los golpeó con tal ferocidad que, en esencia, sus cráneos quedaron destrozados».

Flores cerca de la escena en Chandos Crescent, Killamarsh

(Archivo PA)

El padre de algunas de las víctimas deja flores en la escena del crimen en Chandos Crescent, Killamarsh.

(Cable PA)

«Estaba perfectamente claro que ninguna de las víctimas tenía ninguna posibilidad».

«Uno de los hechos espantosos del caso es que, durante los ataques, el acusado violó a Lacey, de 11 años».

El tribunal escuchó que Bendall y Harris se habían conocido en un sitio web de citas unos 18 meses antes, pero tenían una relación «desarmónica y en deterioro».

Bendall era un conocido criminal, un ávido consumidor de drogas y también «mostró interés en otras mujeres», pero Harris le dijo a su madre que todavía tenía la intención de casarse con él.

Connie estaba en la casa donde Lacey y John vivían con su madre y Bendall para una fiesta de pijamas el 17 de septiembre y preguntó si podía quedarse una segunda noche.

Connie Gent, Lacey Bennett, John-Paul Bennett y Terri Harris

(Policía de Derbyshire)

Vecinos organizaron vigilia

(Lee McLean/SWNS)

El día de los feroces ataques, los niños instalaron un puesto afuera de la casa para vender dulces y recaudar dinero para la Investigación del Cáncer.

Esa noche, la madre de Connie le envió un mensaje de WhatsApp a su hija para darle las buenas noches cuando los pequeños se fueron a la cama.

Se cree que todos fueron atacados en algún momento entre las 9:42 p. m. y las 10 p. m.

Bendall llamó al 999 al día siguiente usando el teléfono móvil de Connie para confesar, diciendo: «Básicamente, necesito a la policía y una ambulancia ahora porque acabo de matar a cuatro personas».

Bendall saludó a la policía en la puerta y les permitió entrar, donde los oficiales horrorizados descubrieron los cuatro cuerpos.

Traducción de Michelle Padilla

Gb1-SP