el 60% apoyaría a PSOE, Sumar y Podemos en las europeas y el 30% al PP y Vox

Si las elecciones europeas del próximo junio se celebraran hoy y solo votara la comunidad LGTBI, la victoria sería clara para el bloque de izquierdas: de los 61 escaños que corresponden a España en el Parlamento Europeo, la mayoría serían para PSOE, Sumar y Podemos (24, 11 y 4 respectivamente) mientras que 14 irían al PP y tres a Vox. La coalición Ahora Repúblicas y otras dos Junts tendrían el mismo número de eurodiputados, según la encuesta realizada por 40dB para la Federación Estatal LGTBI (FELGTBI+) presentada este miércoles.

Es la traducción en escaños de los votos estimados lo que daría a la izquierda la mayoría absoluta. Así, el partido de Pedro Sánchez obtendría el 35% de los apoyos, seguido del PP (21,8%) y Sumar (17,5%). Detrás estaría Podemos, por el que votaría el 6,2% del electorado LGTBI, y pisándole los talones estaría Vox, al que apoyaría el 5,4%. Las entrevistas se realizaron online entre el 23 de febrero y el 13 de marzo.

Esta es la segunda vez que España estudia a quién vota el colectivo LGTBI, que, según el CIS, se estima que comprende entre el 7 y el 8% de la población. Hay entre 1,7 y 2 millones de votos válidos. Sin embargo, no está claro que todos vayan a votar en las urnas el 9 de junio: las investigaciones muestran que ni siquiera cuatro de cada diez personas LGTBI (36,8%) están 100% seguros de que votarán.

Mayoría absoluta PSOE-Sumar

La comunidad LGTBI está movilizada, pero menos que la población general. La encuesta, que también se pregunta qué pasaría si mañana hubiera elecciones generales en España, revela que sólo el 41,3% de los electores LGTBI están completamente convencidos de que irían a votar, mientras que entre el resto de personas la cifra se eleva hasta el 57,2%. según el barómetro realizado por 40dB para El País el pasado mes de marzo, con el que la encuesta compara resultados.

En estas hipotéticas elecciones, si sólo dependieran de la elección de personas LGTBI, la actual coalición de Gobierno, PSOE y Sumar, superaría ampliamente la mayoría absoluta al alcanzar los 221 escaños. El partido de Alberto Núñez-Feijóo y la extrema derecha (con 88 y 11 escaños respectivamente) no alcanzarían el centenar de diputados. La fuerza más votada sería el PSOE, con un 34% de apoyo, 3,3 puntos por debajo de lo que le daría la población general. Y esto daría la victoria al PP, con un 35,2% de apoyos mientras que, entre las personas LGTBI, un 22,1% votaría al partido conservador.

Las diferencias también son palpables entre el resto de partidos: casi una de cada cuatro personas del grupo votaría por Sumar (23,1%) y el 11,1% de la población general. Vox contabiliza un 7,2% de personas LGTBI, que en el caso de la población general se eleva hasta el 10,6%.

Más de izquierda

La encuesta, que se realizó a 800 españoles mayores de edad, muestra que las personas LGTBI son mayoritariamente de izquierdas. El 45,3% de los encuestados se sitúa entre 0 y 4, siendo 0 la extrema izquierda, frente a un 25,9% que lo hace en sentido contrario, la derecha. El 17,3% respondió situándose en el centro de la mesa. El estudio refleja que no existe una diferencia significativa entre el colectivo y la población general a la hora de definirse ideológicamente, pero sí una característica que los distingue: más allá de su ideología, las personas LGTBI votan más a partidos de izquierda.

De hecho, el informe revela que el 31,7% de los votantes LGTBI ideológicamente de derecha apoyaron al PSOE o a Sumar en las últimas elecciones generales del 23 de julio en “una clara anomalía electoral”, tal y como describe la FELGTB. Así, al ser preguntados por quién votaron en las elecciones, el 25,5% de las personas LGTBI de derechas eligieron a los socialistas y el 6,11% eligió a Sumar, lo que supone que el 8,2% de los votantes LGTBI son de derechas pero votan a las formaciones de Pedro Sánchez y Yolanda Díaz, cerca de 150.000 votos. Entre los que se consideran de izquierdas, casi la mitad (48,65) apoya al PSOE y un 36,1% a Sumar.

Para el secretario de Organización de la Federación Estatal LGTBI+, Ignacio Paredero, la explicación a este traspaso de votos de personas ideológicamente situadas en la derecha que acaban apoyando a fuerzas de izquierda es que “muy posiblemente” lo que estén haciendo “es proteger a sus derechos.» Ante la ofensiva anti-LGTBI que llevaron a cabo los partidos Feijóo y Santiago Abascal de cara a las elecciones. De hecho, el 64,7% de los encuestados respondió afirmativamente a la pregunta de si el 23J votó “para defender sus derechos” mientras que el 35,2% lo hizo por otros motivos.

Por partidos, el PSOE se llevó casi el 30% de los votos LGTBI, seguido de Sumar (17,7%), el Partido Popular (13,5%) y Vox, que ahora reclama el 5,9%. % de los votantes del grupo. Y no todas las fuerzas políticas son vistas igual por los encuestados: entre las personas LGTBI, la que cree que defiende más sus derechos es Sumar, de la que un 55,6% opina que está muy o bastante comprometida, seguida del PSOE (47,6%). %), partido al que, sin embargo, el 27,2% atribuye poco compromiso y el 14,6% ninguno. Algo que opinan el 80% de la gente del grupo de Vox y el 70% del PP. Aun así, hay un 17% que afirma que los populares están muy o bastante comprometidos con los derechos LGTBI y un 9,5% que lo afirma en la extrema derecha.

Gráficos elaborados por Victòria Oliveres.

Next Post

Welcome Back!

Login to your account below

Retrieve your password

Please enter your username or email address to reset your password.