Sumar aplaude la renovación del Poder Judicial mientras los socios denuncian un pacto bipartidista

Posiciones divergentes entre Sumar y el resto de socios de Gobierno respecto al pacto que PSOE y PP sellaron este martes para renovar el Consejo General del Poder Judicial después de que llevaba más de cinco años caducado. El socio minoritario del Gobierno ha aplaudido el acuerdo: la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, lo ha calificado de un paso adelante. Mientras tanto, sus aliados parlamentarios han criticado que les hayan dejado al margen y algunos como ERC y Podemos han anunciado el nacimiento de la «gran coalición».

El acuerdo se ha cerrado esta tarde en Bruselas, con la mediación de la Comisión Europea, e incluye el reparto de los 20 puestos que conformarán el órgano de gobierno de jueces entre ambos partidos: 10 candidatos propuestos por el PSOE y 10 por el PP. . Con este pacto, la institución sale del bloqueo de más de cinco años que había provocado el principal partido de la oposición desde que Pedro Sánchez llegó a Moncloa.

Poco después de la firma del acuerdo entre Félix Bolaños por parte del Gobierno y Esteban González Pons por el PP, tanto Sumar como los socios parlamentarios han ido reaccionando. La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, que ha señalado que ha estado pendiente en todo momento de las negociaciones, ha celebrado el pacto como un «paso adelante».

En declaraciones a los medios, antes de participar en la presentación de un libro en Madrid, Díaz ha valorado que con este acuerdo se acaban los cinco años de «secuestro» del órgano de gobierno de los jueces por parte del PP y la «pretensión». de ese partido de “incumplir el mandato constitucional” y de “los jueces designando a los vocales judiciales”, lo que, según ha dicho, no está contemplado en el texto firmado.

Una de las excusas que el PP había puesto sobre la mesa hasta ahora para no renovar el CGPJ era la petición de un cambio en la ley del Poder Judicial para que fueran los propios jueces y no el Congreso los que decidieran los nombramientos de sus vocales, algo que El PSOE siempre lo ha rechazado.

El acuerdo de este martes viene acompañado de un proyecto de ley para reformar el Poder Judicial y “reforzar su independencia” pero no establece un cambio en su funcionamiento como aspiraba el PP sino que busca dejar en manos del CGPJ “la elaboración de un proyecto de ley que reforme el método de elección de los vocales”.

La diputada de Sumar y portavoz de IU en el Congreso ha descartado que este punto sea una concesión a la voluntad del PP de que los jueces elijan jueces. “Los jueces ya están participando en la elección. Los candidatos a magistrados en el cuerpo de miembros tienen que pasar el escrutinio de las asociaciones de jueces o de jueces individuales (…). Parece que se viene a inventar la pólvora, lo que no puede ser es que el PP pretenda que las competencias se ejerzan de forma corporativa. No es el poder judicial el que elige al próximo poder judicial como tampoco es el legislativo el que elige al próximo legislativo”, dijo en declaraciones a la prensa en el Congreso.

Santiago, encargado del diálogo con la parte socialista del Gobierno en este asunto en representación de Sumar, ha asegurado que ha estado al tanto de las negociaciones en todo momento y que la coalición ha participado con su valoración de los miembros propuestos. “Hemos participado, hemos dado nuestro criterio a la hora de proponer integrantes. Hemos conocido estas propuestas y expresado nuestro criterio. Tienen una trayectoria comprobada y seguro que desempeñarán mucho mejor sus funciones”, defendió.

Yolanda Díaz también ha añadido que el acuerdo se ha negociado «de forma conjunta con el bloque progresista» y en «proporción a los votos y representantes» que tenga ese bloque progresista.

Más matizada ha sido la opinión del líder de Izquierda Unida, Antonio Maíllo, que en un mensaje en sus redes sociales ha acusado al PSOE de equivocarse cuando «sólo está de acuerdo con los que quieren ser el zorro que vigila el gallinero». ”, en referencia al PP. “PP y PSOE acuerdan renovar el Poder Judicial tras cinco años de secuestro del CGPJ. La derecha cree que el Estado le pertenece y bloquea hasta que cree que se sale con la suya», afirmó en un tuit en el que afirmó que «hace falta una reforma profunda para modernizar la Administración de Justicia y medidas urgentes para desbloquearla». Posteriormente, escribió otro mensaje en el que precisó que la renovación, a falta de conocer ese pacto, “es sin duda una buena noticia”.

El portavoz de Sumar en el Congreso, Íñigo Errejón, ha pedido por su parte, tras este «primer paso», «seguir democratizando el Estado y la Justicia».

ERC y Podemos denuncian el regreso a una “gran coalición”

Entre los socios parlamentarios del Gobierno, ERC y Podemos son los que más se han opuesto al pacto, al considerarlo una vuelta al bipartidismo. El portavoz de los republicanos en el Congreso, Gabriel Rufián, recordó que hace dos meses el presidente, Pedro Sánchez, se tomó cinco días de reflexión: “Dijo que había una máquina de barro y traía al PP, y dos meses después aceptó con el PP. Hace un pacto con uno de los elementos que él mismo identificó como participantes en la guerra judicial. Los aplaudidores dan el calibre”.

En declaraciones a la prensa en el Congreso calificó el pacto como un “error” que “no refleja la pluralidad” de la cámara. “Dijimos que teníamos que abrirlo, estábamos dispuestos a acordarlo y negociarlo. Se trata sobre todo de ver que el PSOE anuncie un nuevo socio, que es el PP. Podemos darnos la bienvenida a la gran coalición”, afirmó.

La secretaria general de Podemos, Ione Belarra, ha calificado el pacto como “la peor noticia para la democracia” en el país. “Nos parece evidente que el PSOE tenía otra opción, reformar la ley con la mayoría plurinacional y democrática que emana de las urnas, y ha elegido el camino de la rendición al PSOE y la legitimación de la guerra sucia judicial y mediática”. dijo en declaraciones a la prensa.

“Tras cinco días de reflexión, el presidente dijo que el PP es el lawfare en España. Ese punto y aparte debería haber implicado la democratización de la Justicia y en cambio vemos la rendición al PP. Se inaugura así una nueva legislatura, la construcción de una gran coalición entre el PP y el PSOE. No responde a lo que votaron las encuestas el 23 de junio. No se hará con la complicidad y el silencio de Podemos”, afirmó.

Sobre este pacto también se ha pronunciado el portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, afirmando que su partido «no votará a nadie» de la lista de diputados que han acordado PSOE y PP ya que ambas fuerzas tienen «mayorías». suficientemente calificados para hacer los cambios que desean”. Consultado sobre el proyecto de ley acordado, Esteban lo calificó como un “patada y seguir adelante”. “Ahora veamos quién atrapa la pelota. Ya veremos”, dijo.

EH Bildu ha subrayado su carácter de partido independentista y ha subrayado que el Poder Judicial «es la máxima expresión de la justicia española y de su evidente sesgo político y antidemocrático desde hace décadas». «Su renovación, pactada exclusivamente con el PP, no arreglará ese carácter y no solucionará el problema de fondo», han subrayado fuentes del partido tras conocer el pacto.

“El reparto de cargos con el PP puede perpetuar la politización de la justicia y existe el riesgo de que en el futuro se vuelvan a producir situaciones de bloqueo por parte de la derecha. Este es un acuerdo con el PP que hoy ni siquiera esconde el uso de la justicia para sus intereses y fines políticos», han trasladado estas mismas fuentes.

Next Post

Welcome Back!

Login to your account below

Retrieve your password

Please enter your username or email address to reset your password.